MasNews
Playa de Tauro cerrada
Playa de Tauro, cerrada

Nueva Canarias pide a Onalia Bueno que garantice la seguridad en la Playa de Tauro

El concejal de Seguridad del Ayuntamiento de Mogán, Mencey Navarro, declaraba ante los medios de comunicación el pasado 2 de agosto que “si no se produce algún tipo de desorden público o se incumple la ordenanza municipal del litoral, la policía local no va a actuar”.

Para Nueva Canarias, la postura que mantiene tanto la alcaldesa como su concejal de Seguridad constituye una clara “dejación de sus funciones”, y una “irresponsable lavada de manos” ante un problema que afecta directamente a la seguridad de la playa de Tauro y de los usuarios y vecinos, así como un incumplimiento de su programa electoral.

Según recordó la edil nacionalista progresista Isabel Santiago el artículo 115 de la vigente Ley de Costas establece que “es competencia municipal mantener las playas y lugares públicos de baño en las debidas condiciones de limpieza, higiene y salubridad, así como vigilar la observancia de las normas e instrucciones dictadas por la Administración del Estado sobre salvamento y seguridad de las vidas humanas”.

La formación nacionalista progresista entiende que la Ley de Costas obliga al Ayuntamiento de Mogán a cumplir con las normas e instrucciones dictadas por la Administración del Estado

Para la portavoz de Nueva Canarias en Mogán, es evidente que la alcaldesa está eludiendo su responsabilidad en la playa de Tauro, pues a pesar de las instrucciones dictadas por la Administración del Estado, en relación a la concesión de esta playa, Onalia Bueno y su concejal de Seguridad están trasladando el cumplimiento de su competencia en materia de Seguridad a la empresa concesionaria.

Los responsables del gobierno de Mogán parecen haber olvidado que en la playa de Tauro residen vecinos del municipio de Mogán, y que es el Ayuntamiento quien debe garantizar la prestación de los servicios básicos y esenciales a la población.

En opinión de Santiago, este hecho supone otro “incumplimiento electoral” más de Ciuca, pues en su programa planteaba la creación de un plan de playas y litoral que garantizase las condiciones de seguridad, accesibilidad y servicios de un municipio que depende económicamente de sus playas.

Desde Nueva Canarias se ve en esta actuación de la alcaldesa de Mogán un nuevo intento por culpar a los demás de sus errores, además carece de sentido que afirme en prensa que es fruto del trabajo, que los ayuntamientos del sur realizan en las playas, en materia de seguridad, limpieza y mantenimiento, la consecución de las banderas azules, y ahora que existe un grave problema que afecta a la imagen turística del municipio, sea incapaz de prestar colaboración en materia de Seguridad. No obstante, esto no debe sorprender pues el pasado mes de junio Onalia Bueno declaró que ante la imposibilidad de detener a la avalancha de gente en verano afirmó “no me hago responsable”.

Nueva Canarias insiste en la incoherencia en la que incurre la regidora municipal, pues en declaraciones a los medios de comunicación afirmó que la playa reunía todas las condiciones para su disfrute, y por otro elude cumplir con sus responsabilidades en materia de Seguridad.

La concejala Isabel Santiago enfatizó que el desarrollo turístico no puede conseguirse a costa de todo, por lo que exige a Onalia Bueno que garantice la seguridad de la playa de Tauro, tanto para los que acceden a ella, como para los residentes, ya que estos insisten en que sus viviendas podrían verse afectadas nuevamente por la subida de las mareas .

Comentarios: 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *