MasNews
CAAM, Mark Aerial Waller
Mark Aerial Waller en el CAAM

El CAAM inaugura la primera exposición retrospectiva en España dedicada al artista británico Mark Aerial Waller

El Centro Atlántico de Arte Moderno (CAAM) presentó El canon rebelde (The Wayward Canon), primera exposición en España del artista británico Mark Aerial Waller. La muestra, comisariada por la historiadora del arte y comisaria grancanaria afincada en Eindhoven, Gemma Medina, se inauguraba este jueves, 13 de febrero, a las 20.30 horas, y se puede visitar hasta el próximo 24 de mayo, en el espacio CAAM-San Antonio Abad, del Cabildo de Gran Canaria.

Este primer proyecto retrospectivo dedicado a la obra de Waller plantea un recorrido por su trabajo a través de una selección de obras representativas de sus casi 25 años de trayectoria artística, e incorpora una nueva pieza creada expresamente para la exposición en el CAAM, The flesh is gone of course.. (Por supuesto su piel ha desaparecido…).

Mark Aerial Waller (Inglaterra, 1969) vive y trabaja en Londres. Sus propuestas artísticas tienen un marcado carácter participativo y fluctúan entre el vídeo, la fotografía y la instalación. Su obra “atraviesa los lenguajes narrativos del cine, la televisión y el videoarte, e integra múltiples referencias cruzadas sobre cine, música, arte, astronomía, historia, ciencia y literatura con elementos de la cultura pop que conviven en nuestra memoria”, explica la comisaria de la muestra.

Según Gemma Medina, el trabajo de Waller “diluye las líneas que caracterizan y delimitan cada uno de esos ámbitos, apropiándose de los géneros cinematográficos, de la percepción del tiempo y del espacio, sacudiendo la lógica del público para dar paso a la curiosidad por lo inesperado. Con ello crea obras de significación ilimitada que fluctúan entre lo conceptual y lo material, lo culto y lo popular, la obra de arte y la vida, permitiendo diferentes niveles de interpretación que varían desde la experiencia del público”.

Waller considera que el público es una parte fundamental para completar la obra de arte. De hecho, ampliar las posibilidades del medio audiovisual integrando al espectador “define una de las líneas características de su trayectoria y se convierte en elemento fundamental de esta muestra´”, apunta Medina.

En sus obras combina objetos, vídeos o presentaciones en directo para crear una experiencia artística definida en términos espaciales, temporales y de situación. Considera que el arte trasciende y se expande más allá de la pantalla, planteando sus obras como vídeo-esculturas, en las que el espectador-a se convierte en parte activa de cada obra.

Desacralizar las vanguardias

Otra de las líneas fundamentales del trabajo de Waller que está presente en la muestra es la recuperación del espíritu de las vanguardias y del carácter rupturista que tuvieron a comienzos del siglo XX. En ese sentido, en obras como Phantom Avantgarde, 2010, o Yoga Horror, 2002, se apropia y reutiliza fragmentos de películas consideradas de culto en su momento, para volver plasmarlas ante el público alterando los cánones establecidos. “Su idea es recuperar el potencial de las vanguardias como instrumento para reflexionar y afrontar el presente”, destaca la comisaria de la exposición.

La obra Phantom Avantgarde incluye un vídeo, un espejo de grandes dimensiones y una pantalla, intentando alterar los convencionalismos de la galería y generar entre el público una percepción diferente del espacio. Esta pieza presenta un ejemplo de la importancia que tiene en su trabajo el papel la cultura como herramienta de pensamiento a lo largo de la historia, siempre presente en sus creaciones. Con su trabajo Waller cuestiona cómo se transmite e interpreta la cultura a lo largo del tiempo.

El público, el objeto de arte, las múltiples referencias que se integran y la percepción del tiempo y el espacio convierten a sus trabajos en propuestas multidisciplinares combinando lenguajes desde diferentes medios. Una de las películas que presenta en el CAAM, Time Together (2012-13), combina datos científicos sobre el comportamiento de las radiaciones solares y eventos locales en torno a la Trienal Báltica desarrollada en Vilnius (Lituania) con la realización de una serie de suspense, de forma que acerca una percepción global sobre el cosmos a un escenario ficticio.

Evento participativo

En los inicios de su carrera, con apenas 20 años, Waller trabajó como proyeccionista en la legendaria cooperativa de cine alternativo de la capital británica, el London Film-Makers’ Co-op, donde tuvo contacto con cientos de películas clásicas y de cine experimental.

Con estos antecedentes Waller fundó en 2001 la plataforma The Wayward Canon, como espacio de intervención cinematográfica, una iniciativa que el artista activará por primera vez en España el próximo 17 de abril, en el CAAM de Gran Canaria, coincidiendo con esta exposición, tras haberla presentado en casi treinta ciudades de Europa, como Oslo, Berlín, Vilna o la propia Londres, donde la activó en la Tate Britain.

La plataforma nació a partir de la idea de un Cineclub alternativo, para activar y analizar críticamente las constelaciones que rodean a una película específica. Desde ese punto de partida se generó una aproximación distinta por parte del público, hasta volverse totalmente participativa y experimental. Con ello, en cada edición se invita al público a cambiar de actitud, pasando de ser receptor pasivo a ser también parte de la activación en torno a la película, es decir, crear una experiencia colectiva a este lado de la pantalla.

En la exposición el artista ofrecerá al público la posibilidad de elegir cómo y cuándo articular su recorrido, activando alguna de sus obras como la mencionada Yoga Horror, que invita al público a practicar yoga y a investigar sobre las múltiples referencias que se aportan en la misma.

Una vez visionada la exposición, el público puede acudir al espacio habilitado en el patio de la sala San Antonio Abad, donde podrá sentarse, ver un video musical de los 90 en un monitor o leer alguno de los libros y la documentación que estarán a disposición de las-os visitantes de la muestra. El público, en definitiva, podrá elegir y disfrutar de una experiencia participativa con la obra de Waller o bien mantenerse en actitud más pasiva o convencional frente a cada pieza que contempla.

Como hecho anecdótico, en la zona del espacio expositivo convertida en patio-bar se proyecta la obra Time stops when you put it on, 1996 (El tiempo se detiene cuando lo pones) la pieza que Waller creó en los inicios de su carrera para la exposición colectiva ‘Islas’, producida por el CAAM y comisariada por Orlando Britto Jinorio, un proyecto que planteó la cuestión de los contextos y condiciones que diferencian a artistas de diferentes áreas insulares del mundo respecto al resto de otras latitudes.

Comentarios: 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.